inicio/portada
11 de Agosto del 2017, 06:42 horas

¿Qué es el totalitarismo?

Carlos Texta

En La segunda década del siglo pasado se vivió la primera experiencia del primer totalitarismo más explotador y sanguinario del que podamos tener conocimiento (siguiéndole los totalitarismos nazista alemán y el fascismo italiano, el chino, el cubano y al parecer, hoy el de Venezuela ( para mencionar algunos de los varios que hay en este mundo). El primer totalitarismo fue producto de la revolución más ambiciosa de las que se hayan hecho (la Revolución Rusa), la cual perseguía hacer realidad nada más y nada menos que uno de los también mayores mesianismos (el marxismo) después del que se habla en los libros antiguos. Su objetivo: hacer el mayor bien transformando al mundo y cambiando al hombre, construir una nueva sociedad y al hombre nuevo ¡el paraíso celestial en la tierra!. Y resultó más bien un infierno, al final no se cambió nada ni se liberó a nadie; salió peor que el propio zarismo que reinaba en ese imperio antes de dicha Revolución; se le hizo el peor mal al pueblo ruso, costó millones de vidas y trastornos sociales de los que hoy en día aun no logra recuperarse.

Según Mauricio Rojas en su libro “Lenin y el Partido Bolchevique”, con dicha revolución se creó la primera sociedad totalitaria, el primer Estado totalitario contemporáneo. Un sistema social y un régimen político que hoy tratamos de dar sus características particulares. El ruso fue un totalitarismo porque “en tanto sistema social no fue más que el intento de realizar en la práctica aquella idea referida a una sociedad – comunidad sin divisiones ni conflictos internos, en donde el hombre se convierte en lo que Marx definió como “individuo total”, o también “ser especie”, sin derechos, propiedad o intereses que lo superen del colectivo.” Una sociedad donde el individuo (la parte) no existe, sólo la sociedad (la totalidad). Un Estado que suprimió todas las libertades: económicas, políticas y civiles, de pensamiento y de expresión, etc. Se creó también el partido único totalitario, el Partido Bolchevique, llamado después Partido Comunista Ruso, partido en donde sólo caben los “camaradas”, los que tienen las mismas ideas, pensamientos y objetivos, en el caso ruso, los “marxistas revolucionarios”, los “hombres partidos” el “pedazo de partido”; un partido donde no se permite disentir en su interior ni al exterior, “es como una secta cerrada que se reúne en torno a un evangelio definido sobre el cual no se cabe discrepar”, pero para ellos es la mejor democracia. “Discrepar es signo de debilidad”, la doctrina oficial es la verdad, en ella ya está dicho todo”. En el totalitarismo la política se militariza, y los militares toman una posición preponderante; son los “profetas armados”, “la ilusión de la extrema bondad (el marxismo) que los trasformará en algo nuevo, en aquellas “frías máquinas de matar” con la que soñaba Ernesto “Che” Guevara”; “en los exterminadores, el terror rojo desatado ya sea por Lenin, Mao o por Pol Pot” (Mauricio Rojas).

El totalitarismo además de dictadura, es un régimen en donde se impone una ideología y un solo partido y un solo órgano informativo (un solo periódico) , el oficial; aparentan una división de poderes pero no hay tal; hay un solo poder: el del dictador. Al partido lo sustituye el aparato. Al comité central al aparato y, al comité central lo sustituye el dictador. Existe la policía política que vigila y espía a todos y cada uno de los ciudadanos. Se suprimen todas las libertades y ni por asomo existe un Estado de derecho y menos un régimen constitucional.fin

Perfil

Carlos Texta

columnas anteriores

04 de Agosto
Mesianismo y totalitarismo
28 de Julio
El primer estado totalitario
14 de Julio
Las paradojas

lo mas enviado
lo más visto

® 2011 Novedades de Acapulco, S.A. DE C.V. Todos los derechos reservados.
Aviso Legal Quiénes somos Directorio Mapa de sitio
  • Powered by interlasa.com