inicio/portada
06 de Enero del 2017, 09:31 horas

¡Eureka! Precios, salario y consumo

Adán Ríos Parra

Ahora todo es producto del gasolinazo. El aumento del precio del pasaje del transporte público y la tortilla por ejemplo. 

La reacción oficial no se hizo esperar. Había rumores, malestar en redes sociales y hasta incertidumbre en las gasolineras que demostraron una vez más su vulnerabilidad. 

La respuesta fue el anuncio de cambios en el gabinete, como un esfuerzo para convencer al vecino del norte de que maneje mejor sus políticas públicas y evite el proteccionismo, situación que no cambiará. Y obligará a las empresas estadounidenses a restablecerse en su país. 

Junto a esa reacción se prevé una vigilancia mayor y un control de daños. El mencionar que fue un acuerdo del pacto por México que incluía a todos los partidos no funcionó, fue un desaire y falta de oficio político, decir que un fajo de billetes permitió la reforma en materia energética. 

Los empresarios más asustados han decidido no apertura sus negocios al menos que el gobierno les garantice la seguridad. Lo cual pareciera más una medida de presión para negociar, que estar en verdadero riesgo. Y hasta se podría pensar que las amenazas no culminaron con la escasez del hidrocarburo como estaba ocurriendo en algunas entidades. 

Al aumentar el precio de un producto como la gasolina tiene consecuencias. Una de ellas es la disminución en el consumo. Por lo que de inmediato se buscan estrategias de marketing y como consecuencia crear una necesidad. 

Lo que sigue es regular el mercado, porque dejarlo todo a la libre fluctuación o a lo que pase es más riesgoso que el que los anarquistas quemen alguna gasolinera, que dicho sea de paso, están aseguradas. O que el gobierno saldrá a brindar protección a las gasolineras, bajo el argumento que generan empleo. 

Aumentar el precio del combustible, es una medida sacada de la manga, porque primero anunciaron una política de austeridad, limitar la inversión, y evitar el gasto, o al menos reducirlo un poco o no derrochar. 

Las familias éste al igual que el año pasado harán lo propio. Se limitaran, si antes comían tres veces al día, ahora lo harán dos, si antes compraban medicina de patente ahora acudirán a los fármacos genéricos o como antes de que surgiera ésta opción a hacer mandas y peticiones para mejorar la salud. Porque se supone que la reforma en salud también hará estragos.

La cuesta de enero, se ha traducido como que cada año, suben los precios, después de gastar de más en las fiestas guadalupanas, en las de las posadas y navidad y año nuevo se culmina con el día de reyes. Pero ésta vez algunas costumbres también se han visto afectadas.

Pero como todo es relativo, algunos saldrán ganando de las medidas económicas. Así como algunos se han adaptado a la inseguridad y han visto crecer sus negocios como son las casas funerarias o el mercado delictivo o el de las florerías y un sin fin de negocios que viven de la violencia como el del tráfico de armas. 

Así también algunos se verán beneficiados con el aumento de precios de la gasolina o con el simple aumento de precios de algunos productos. Porque se han preparado para esos grandes cambios. Y son la clase política que ha asegurado su futuro dejando en la indefensión a los ciudadanos que no gozan ni de poder ni de estatus social. Y en muchos de los casos no tienen empleo. 

Son los que poseen autos híbridos o eléctricos quienes no sentirán los estragos del gasolinazo. Es más hay quienes usan su bicicleta para trasladarse al trabajo o simplemente caminan. 

Los hay quienes no consumen muchas tortillas, así que a ellos no les afectará el aumento en el precio. Aunque se pueden instrumentar subsidios a la pobreza para disminuir los efectos del gasolinazo. Falta analizar si la política energética va por buen camino. Y si se están obteniendo los resultados planeados de otra forma como la reforma educativa se tomará las acciones pertinentes. Antes de que el sistema colapse.fin

Perfil

Adán Ríos Parra

columnas anteriores

23 de Marzo
Idóneos sin plaza
16 de Marzo
El rumbo de la UAGro
09 de Marzo
La división de la CETEG


® 2011 Novedades de Acapulco, S.A. DE C.V. Todos los derechos reservados.
Aviso Legal Quiénes somos Directorio Mapa de sitio
  • Powered by interlasa.com